Cirugía refractiva con láser

Hasta hace unos años la intervención quirúrgica más difundida para la corrección de la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo de forma definitiva era el la "queratomileusis in situ asistida por laser" LASIK.  Esta técnica ha ido perdiendo fuerza frente a la aparición de nuevas opciones menos agresivas.  

 

En nuestra clínica somos expertos en la técnica Femtolasik ASFERICO, minimizando al máximo las posibles complicaciones intra y postoperatorias de la aplicación de anteriores técnicas de cirugía refractiva.

 

El Femtolasik es una cirugía intracorneal que consiste en la combinación de dos técnicas: el Laser Femtosegundo y Laser Excimer y que está especialmente indicada para pacientes con ametropías bajas, hasta a 2 dioptrías en el caso de hipermetropía, y a 4.5 dioptrías en el caso de la miopía. La ablación ASFERICA (asfericidad guiada basada en mapas topográficos) consiste en ajustar la aberración esférica del sistema óptico del paciente,  mediante una ablación personalizada.

Para ello usamos el LASER EXCIMER y realizamos un tallado Asférico del tejido corneal, este parámetro está implicado en la calidad visual. Los pacientes operados en nuestra clínica con esta técnica, bajo los estrictos criterios de selección del Dr Orduna, minimizan el riesgo de padecer halos en visión nocturna. Recomendamos ésta ablación ASFÉRICA personalizada a pacientes con más de 3 dioptrías que sean candidatos a la cirugía con laser, sumando  la esfera y el cilindro de la corrección óptica del paciente y en pacientes con pupilas grandes en condiciones escotópicas.

 

En cualquier caso esta información es orientativa y se le explicará a cada paciente los pros y contras de cada tipo de intervención, en función de su caso concreto, tras una minuciosa exploración clínica por el Dr Orduna y su equipo.

 

Se trata de una intervención rápida, indolora que se caracteriza por una recuperación de la visión inmediata.

 

Tras instilar unas gotas de anestésico tópico al paciente, el cirujano, aplicará la técnica LASER Femtosegundo, consiguiendo un flap corneal de forma controlada, sin producir daños ni quemaduras en los tejidos vecinos para proceder.  A continuación, se realiza la ablación del tejido corneal (tallado) con la ayuda del el LASER Excimer buscando seguridad y precisión. Con los nuevos láseres de tallado ASFÉRICO, se puede ablacionar desde 0,12 hasta 4.5 dioptrías de miopía, consiguiendo una buena calidad de imagen.

 

El LASER Excimer es un haz de luz ultravioleta que incide sobre la capa intermedia de la córnea volatilizando el tejido y permitiendo su moldeo sin alterar ni dañar otras partes de la córnea.

 

Así, en el caso de la miopía, el Excimer actúa sobre la zona central de la córnea aplanando la curvatura base. En el caso de la hipermetropía se realiza una ablación periférica que aumenta la curvatura en el centro de la córnea.  El tratamiento del astigmatismo moldea las zonas más irregulares y curvas de la córnea, con el objetivo de la corrección del defecto refractivo.

 

En casos de ojo seco moderado-grave creemos que es mejor técnica, la cirugía refractiva con lentes fáquicas tipo ICL, puesto que la sintomatología de ojo seco puede empeorar con las técnicas LASER, dificultando la recuperación postoperatoria del paciente. En el estudio preoperatorio es muy importante valorar el grado de ojo seco del paciente mediante el test de Schirmer basal, reflejo y el BUT (tiempo de la rotura de la película lagrimal), interferometría lagrimal con sistema OSA y recuento de la integridad de las glándulas de meibomio y secrección lipídica.

Además de otras pruebas importantes (OCT, PENTACAM, I-TRACE, MICROSCOPIA ENDOTELIAL) y las exploraciones necesarias para establecer la seguridad del procedimiento.

Sólo intervenimos pacientes que se encuentren dentro de los parámetros de seguridad establecidos por las sociedades científicas internacionales.

 

En cualquier caso esta información es orientativa y se le explicará a cada paciente los pros y contras de cada tipo de intervención, en función de su caso concreto, tras una minuciosa exploración clínica por el Dr Orduna y su equipo.

La cirugía refractiva láser paso a paso

La cirugía láser se realiza de forma ambulatoria y tiene una duración aproximada de 10 minutos, el FEMTO LASER y el LASER EXCIMER tan sólo tardan 20 segundos  en crear el FLAP y ablacionar el tejido corneal.

La cirugía se realiza de manera ambulatoria, no requiere la hospitalización del paciente. Además, es una intevención prácticamente indolora, muy segura y predecible, que precisa anestesia tópica y proporciona al paciente una recuperación rápida, con un bajo índice de complicaciones.

 

Preoperatorio

 

El paciente deberá acudir a nuestro centro para estudiarle mediante la mas moderna tecnología (PENTACAM, IOL MASTER 700, TOMOGRAFÍA DE COHERENCIA ÓPTICA, OFTALMOSCOPIA INDIRECTA) y establecer si el procedimiento quirúrgico cumple con los criterios  de seguridad internacionales, para poder realizar la cirugía refractiva.

También se decidirá la aplicación de la técnica más apropiada en función de su del resultado de las pruebas, el defecto de refracción (la graduación) y las necesidades de visión del paciente (lejos, intermedia, ordenador y/o cerca). Estos datos son muy importantes ya que también nos servirán para programar el láser el día de la intervención. Una vez realizado el diagnóstico y determinada la graduación subjetiva y ciclopléjica, el paciente será citado para la intervención en nuestra clínica donde deberá acudir con una preparación específica.

 

Operatorio


Una vez preparado el paciente e introducido todos los datos personalizados en el equipo láser, se levanta una fina capa de tejido corneal semejante a una lentilla mediante la técnica Láser Femtosegundo dejando libre la zona donde va a efectuarse la ablación con el láser Excimer.

 

El Laser Excimer actúa en la zona de la córnea donde se ha de corregir el defecto refractivo durante los segundos programados anteriormente (de 5 a 20 segundos aprox) en función del análisis de los estudios optométricos y morfológicos realizados al paciente.

Una vez corregido el defecto, procederemos a reposicionar la fina capa de tejido corneal sin necesidad de puntos o suturas.

Tras un breve periodo de descanso, el paciente podrá marcharse a su domicilio donde iniciará su recuperación.

 

Postoperatorio


La recuperación de este tipo de intervenciones es muy rápida y habitualmente está exenta de complicaciones. Es normal que durante las primeras horas el paciente pueda notar ligeras molestias como escozor o lagrimeo que suelen pasarse inmediatamente en el transcurso de un periodo de tiempo breve. De la misma forma, el paciente comenzará a ver nítidamente en unas pocas horas pudiendo realizar vida normal en pocas horas tras la cirugía.

Por prescripción, el paciente deberá acudir a nuestra consulta al día siguiente para realizar un control, seguiremos al paciente a la semana, al mes, a los 3 meses y a los 6 meses de la cirugía hasta recibir el alta definitiva.

En cualquier caso esta información es orientativa y se le explicará a cada paciente los pros y contras de cada tipo de intervención, en función de su caso concreto, tras una minuciosa exploración clínica por el Dr Orduna y su equipo.

Queratomileusis con láser in situ (LASIK)

 

El LASIK es un procedimiento quirúrgico en el cual se talla un lentículo

corneal (flap) dotado de una bisagra, y que contiene en su espesor

epitelio, membrana de Bowman y estroma corneal superficial. Dicho

lentículo corneal se levanta, y mediante la acción de un láser excímer se

ablaciona el estroma del lecho corneal, con objeto de proceder a su

remodelación. A continuación se recoloca el lentículo en su posición

original. Modificando para cada caso individual el patrón de la ablación

corneal que se efectúa bajo el lentículo, lo cual a su vez determina el

cambio final que se obtiene de la curvatura corneal anterior, se puede

individualizar la corrección refractiva.

En el procedimiento LASIK las opciones para crear el lentículo corneal

antes de la ablación con láser excímer, además del microqueratomo

mecánico, incluyen el láser de femtosegundo (10-15 s). El femto-LASIK (cirugía LASIK en la que se crea el lentículo cornealmediante la acción de un láser de femtosegundo) tiene ventajas en cuanto a seguridad en comparación con el LASIK realizado con microqueratomo.

 

 

 

En un artículo publicado en la revista Journal of Cataract and Refractive Surgery, se propuso evaluar los parámetros clínicos y funcionales en una gran cohorte de pacientes (4937 ojos de 2530 pacientes) 5 años después de sus cirugías LASIK. La satisfacción de los pacientes relacionando con sus resultados visuales y calidad de vida, fue muy alta. Tras un seguimiento de 5 años post LASIK, el 95,3% de los pacientes de este estudio mostraron altos valores de satisfacción en el desempeño de las tareas relacionadas con su vida diaria. 1.

Cuando las preguntas sobre dificultades relacionadas con la visión experimentaron durante actividades como conducir de noche y deportes u otras actividades al aire libre, solo el 1.7% reportó dificultades para conducir de noche, mientras que solo el 0.3% reportó dificultades con las actividades diarias. Esto ayuda a explicar por qué el 95.3% de los pacientes todavía reportan que el LASIK mejoró su calidad de vida 5 años después de sus procedimientos primarios. 1.

 

Los pacientes que se someten a cirugía refractiva están, en general,

contentos con su decisión, y una revisión sistemática estimó que el 95 %

de los pacientes operados de LASIK estaban satisfechos con el

resultado obtenido. 2

 

Una revisión de 309 artículos de alta calidad publicados entre 1988 y 2008 reveló que, en promedio, el 95% de los pacientes están satisfechos con los resultados de su operación

LASIK. 2

 

En varios estudios no-aleatorizados de pacientes de LASIK, la calidad de vida relacionada con la visión fue mayor en el

postoperatorio que en el preoperatorio. 3 - 6

 

Hay varios estudios que ponen de manifiesto que, antes de intervenirse, los

pacientes operados de cirugía refractiva obtuvieron puntuaciones de

calidad de vida relacionada con la visión inferiores a las de otros

pacientes con defectos refractivos de magnitud equivalente que no

llegaron a operarse nunca (es decir, portadores de gafas o de lentes de

contacto no operados). 6-7.

 

 

1.Schallhorn SC, Venter JA, Teenan D, et al. Patient-reported outcomes 5 years after laser in situ keratomileusis. J Cataract Refract Surg. 2016;42(6):879-889.

 

 

2. Solomon KD, Fernandez de Castro LE, Sandoval HP, et al. LASIK world

literature review: quality of life and patient satisfaction. Ophthalmology 2009;116:691-

701.

 

3. Schein OD, Vitale S, Cassard SD, Steinberg EP. Patient outcomes of refractive

surgery. The refractive status and vision profile. J Cataract Refract Surg 2001;27:665-

73.

 

4. Lee J, Park K, Cho W, et al. Assessing the value of laser in situ keratomileusis

by patient-reported outcomes using quality of life assessment. J Refract Surg

2005;21:59-71.

 

5. Awwad ST, Alvarez-Chedzoy N, Bowman RW, et al. Quality of life changes

after myopic wavefront-guided laser in situ keratomileusis. Eye Contact Lens

2009;35:128-32.

 

6. Garamendi E, Pesudovs K, Elliott DB. Changes in quality of life after laser in

situ keratomileusis for myopia. J Cataract Refract Surg 2005;31:1537-43.

 

7. Nichols JJ, Twa MD, Mitchell GL. Sensitivity of the National Eye Institute

Refractive Error Quality of Life instrument to refractive surgery outcomes. J Cataract

Refract Surg 2005;31:2313-8.

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Oftalmología Orduna 2019 Tel: 914450874